30 oct. 2010

- Hola, ¿cómo estás?
- Muy bien ¿y tu?
- Bien. 
¿Cómo te llamas?- Yo soy el Amor
- ¿El Amor?
- Sí, el Amor.
- Qué raro, yo he conocido varios Amores y ninguno se parecía a ti.
- Pues yo te aseguro que soy el verdadero, créeme.
- Es que me resulta un poco difícil creerte porque yo pensé que ya te
conocía y tu cara me es nueva.
 Y, ¿cuándo volveré a encontrarme contigo?
- No te preocupes, que yo aparezco en el momento menos esperado.
- Y, ¿cómo podré reconocerte?
- Me reconocerás, no tengas miedo. Sabrás que soy yo, el verdadero.
- Pero, ¿vendrás y te irás?
- No, vendré y me quedaré por siempre a tu lado.
- ¿Y si no nos volvemos a cruzar?
- Tranquila, que yo te buscaré.

No hay comentarios:

Publicar un comentario